viernes, 17 de febrero de 2017

Entrevista a Draina LeBrun autora de "Arcontius"

Ediciones Atlantis publica “Arcontius”, la novela de la autora de origen venezolano residente en Madrid Draina LeBrun. Una historia donde sus personajes llevarán al lector a través de un mundo completamente nuevo lleno de elementos de fantasía.


¿Quién es Draina LeBrun?

Una persona católica, poco habladora, bastante irónica, observadora, amante de la música, los libros y de los animales. Me encanta escribir, componer, ir a la Iglesia, tocar el bajo y la guitarra, escuchar música, me gusta la soledad, el silencio, la compañía escogida en su justa medida y ensayar con mi grupo GROUND SOUL. 

¿Cómo surgió la idea para escribir esta novela? 

Estaba en el tren, escuchando música y se me vino a la cabeza la idea de los tres personajes principales femeninos, era como si los viera. A medida que iba escribiendo, fui rectificando la imagen de los personajes lo que me llevo a asociarla -y crear- a los zálides. En cuanto al mapa, lo iba haciendo a medida que escribía. Poco después, se me ocurrió la idea de los dragones lo que me llevó a asociarlo a la trama central y a los antagonistas. En cuanto a los antagonistas, desde un primer momento tenía claro que no quería que fueran seres normales, de ahí que sean una bruja, una hechicera y un demonio. Me llevó cerca de dos años escribirlo, pulir y encajar todos los detalles. 

¿Cómo es la evolución de la trama y los personajes? 

Los personajes se dejan llevar siempre por un código moral en referencia a los reinos donde viven, de ahí que los personajes del Reino del Orbe sean más pacíficos y los personajes del Reino de Náyade sean los más agresivos mientras que los personajes del Reino Empíreo están entre ambos. Se podría decir que los personajes humanos se dejan llevar por sus instintos de ahí que necesiten a sus zálides, que actúan a modo de conciencia para ser más humanos y menos impulsivos. Esto, unido a las circunstancias, hace que los personajes se vuelvan más maduros y que las diferencias entre ellos sean menores. 

Los zálides, me atrevería a decir, son el elemento principal de la obra, pues la carencia de ellos en los antagonistas hace que sean seres puramente instintivos que, a pesar de tener inteligencia, no pueden controlar su instinto asesino y vengativo, por otro lado, los dragones no tienen zálide y no les hace falta puesto que ellos sí son capaces de dominar su instinto. 

En cuanto a la trama, es veloz, No-Ah, Li-Amsur y Je-Anrin son tres reinas, que deben aliar sus fuerzas, para truncar los planes malvados de TeZaita, CasRaiss y PanSeus que quieren romper la conexión entre humanos y zálides, para matar a los humanos y convertir en malvados a los zálides. Para evitar que estos planes funcionen, No-Ah, Li-Amsur y Je-Anrin convocarán sus ejércitos, y declararán la guerra a TeZaita, CasRaiss y PanSeus que cuentan con su propio ejército de zálides transformados. 

¿Cómo surgió el título? 

El título surgió del nombre del mundo donde viven los personajes. Una de las cosas más complicadas fue crear los nombres tanto del mundo como de los personajes, así que me limité a juntar partes de palabras comunes, jugaba con ellas, les daba la vuelta, las traducía a otros idiomas... Así nacieron todos los nombres de los personajes y la palabra "Arcontius". 

¿En qué momento supiste que se querías ser escritora? 

Escribo desde los 13 años, leer Harry Potter me animó a ello. Escribo porque nunca nadie me dijo que era algo que debía hacer y, sin embargo, se me da bien, me gusta y disfruto con ello. No hay un momento exacto, no es como si me levantara de la cama y dijera "quiero ser escritora". Escribir es algo que me gusta y todos mis pasos y decisiones me han llevado hasta aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario