viernes, 10 de junio de 2016

Esther Chinarro sobre su experiencia en la Feria del Libro de Madrid: "Estaré eternamente agradecida al equipo de Ediciones Atlantis por darme la oportunidad de sentirme escritora"

Esther Chinarro, autora de 'Nombres de mujer', ha escrito este post en su blog que reproducimos textualmente. La autora madrileña estuvo firmando ejemplares de su libro de relatos el pasado 8 de junio. Esto es lo que nos cuenta...

¡Llegó el día!…¡Es muy temprano!

Sentada en uno de los bancos de El Retiro, ni la gran sombra del magnánimo roble evita el calor interno y externo que invade mi cuerpo y alma, en idéntica medida, durante esta dulce espera.

Excesiva incertidumbre, enorme felicidad…

¡Ya!…¡Es la hora!…

No termino de creer que la tradicional visita a la gran Feria del Libro de Madrid, en la que curiosidad y sana envidia se apoderaban de mí al observar a los escritores que firmaban sus libros; es hoy el sueño, hecho realidad, de disfrutar como otros lectores, quizá también escritores, se acercan a hojear mi libro, mientras una incansable sonrisa parece haberse instalado de forma definitiva en mi rostro.

Estaré eternamente agradecida al equipo de Ediciones Atlantis por darme la oportunidad de sentirme escritora, por apostar por aquellos textos propios y ajenos que, sin su ayuda, permanecerían en la oscuridad.

Comencé a escribir cuentos y relatos en mi juventud. Nunca lo conté, jamás los mostré. Historias y recuerdos, reales o quizá ficticios, han invadido durante años mi imaginación e igual que llegaban, volaban al olvido de lo que no está escrito, de lo que no permite al presunto lector otorgar un veredicto.

Y en plena madurez, una visión clara, unos posibles e interesantes personajes y un impactante final se apoderaron de mí y, como poseída por la magia de la ficción, retomé mi abandonada pasión por la escritura. Fueron cuatro largos años de trabajo intermitente. Esta vez, el texto definitivo merecía salir a la luz con la que me iluminaban familia y amigos. Y fue su cálida, sincera y entrañable acogida lo que me animó a intentar publicar mi primera novela.

Aquí empezó una carrera con más tropiezos de los esperados, cuyo final todavía no está escrito…

Ninguna editorial, antes de Atlantis, llegó a leer mis textos. Era comprensible, una desconocida más engrosaba la montaña de los manuscritos pendientes de valorar. En meses no hubo ninguna respuesta, excepto alguna disculpa por la imposibilidad de leer mi novela. Pero ya había comenzado esta nueva historia, la mía, y la auto-publicación era una opción razonable.

A finales de 2014, “Lección mortal” estaba disponible en Amazon, la gran plataforma digital. Las positivas críticas y ánimos de los que la leyeron me animaron a continuar escribiendo y una entrevista en “Sólo Boadilla”, la revista de mi localidad, me permitió participar en la Feria del Libro de Boadilla del Monte en 2015. A principios de 2016, la segunda invitación para presentar mi obra en esta misma Feria me empujó a reunir los relatos que había ido escribiendo de forma pausada, sin ninguna intención concreta, y plantearme de nuevo la auto-publicación. La intención era evitar una nueva ausencia de respuesta por parte de las editoriales.

Pero una de las redes sociales que utilizo, con ese curioso algoritmo que descubre tus más ocultos intereses, me informó de lo que yo no sabía, y pude comprobar que Ediciones Atlantis, como ellos mismos se definen fielmente, es la voz de las nuevas promesas. En menos de dos semanas su editor, J., hizo un análisis exhaustivo de cada uno de los relatos que le había hecho llegar y se ofrecía a publicar un libro con todos ellos. Nacía “Nombres de mujer”, y el equipo de Atlantis organizaba en tiempo record una entrañable presentación en el mismísimo Barrio de las letras de Madrid, al tiempo que me proponía firmar mi libro en la 75 edición de la Feria del Libro de Madrid.

Y, ¡aquí estoy!…

¡Disculpad!…tengo que dejaros… ¡parece que se acerca un lector!…

¡Quiere que le firme “Nombres de mujer”!…

Continuará…

Publicado en el blog  "En el corazón de los libros"

No hay comentarios:

Publicar un comentario