viernes, 11 de diciembre de 2015

Ernesto Goñi: "Adoro esos instantes en los que los personajes y el argumento se desenredan sin que yo tenga control sobre ello"

Ediciones Atlantis presenta este sábado en Madrid ‘Antes de que el sol se apague’, la primera parte de la trilogía Indigo escrita por el autor madrileño Ernesto Goñi Montero. Una novela intrigante que te embarcará en un viaje extraordinario hacia lugares fantásticos y remotos, en los que el protagonista hallará una verdad difícil de asimilar. ¿Qué pasaría si todo fuera posible y cualquier cosa que pudieras imaginar se hiciera realidad?

¿Cómo surgió la idea para escribir esta novela?
Un amigo me preguntó una vez qué pasaría si hubiese una ecuación matemática que demostrara que todo lo que nos rodea y que consideramos normal, fuese imposible, y me puso el ejemplo de un avión que no pudiese volar. Ese enredo me arrastró a la conclusión de que la mejor manera de abordar todas las cuestiones que me interesaban sobre la naturaleza humana, era colocar a los personajes en el entorno de una fantasía sin límites, donde cualquier cosa que pudiera imaginar se hiciera realidad.  

¿Cómo fue el proceso creativo de la misma? 
En el momento en que puse al protagonista tras la pista del descubrimiento asombroso de su padre, el resto vino rodado. Cada día, en todos los paréntesis de mis rutinas, los mecanismos de la imaginación se conectaban para obligarme a evocar diferentes secuencias que poco a poco se iban colocando en su sitio. Como en cualquier historia coral, ha habido muchos momentos en que los desenlaces me han sorprendido a mí mismo. Adoro esos instantes en los que los personajes y el argumento se desenredan sin que yo tenga control sobre ello.

¿Cuánto tiempo te ha llevado escribirla?
Para escribir esta clase de historia creo que hay que tener la suerte de vivir una vida ordenada, saludable y equilibrada. En total, contando con todos los meses en los que el vacío o determinados inconvenientes me separaron de la novela, he tardado tres años. He de decir que durante ese tiempo también tuve oportunidad de desarrollar la segunda parte de la trilogía, y proyectar la conclusión.   


¿Quién disfrutará más con su lectura?

Creo que cualquier persona, independientemente del sexo, la edad, o sus inclinaciones culturales, disfrutará de las primeras 300 páginas, en las que el protagonista se embarca en viajes y aventuras al más puro estilo Stevenson. A partir del ecuador de la novela, la historia se va transformando en una fantasía que hará las delicias de quien sea capaz de creer en imposibles. Este libro está hecho a la medida de todos aquellos a los que les gusta el manga, los cómics de superhéroes, las pelis apocalípticas, los futuros distópicos, cuarto milenio, la épica, los fantasmas y los extraterrestres...  

En tu caso…¿El escritor nace…o se hace?
No lo sé exactamente. Un poco de las dos cosas. Siempre quise pasarme la vida rodeado de ficciones. Escribí mi primer cuento cuando tenía diez años. Iba sobre unos seres diminutos que vivían en la piel de las personas. Después de ese horrible ejercicio y otros similares, pasé toda la adolescencia componiendo poemas existencialistas para ligar con camareras, toda mi juventud haciendo letras de canciones, y mi madurez escribiendo todo lo que me gustaría leer a mí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario